Los criminales también lloran

Los delincuentes profesionales son tipos duros. Su trabajo exige que sean así, siempre alerta para evitar su captura por las fuerzas del orden y, lo más importante, para evitar los ajustes de cuentas por parte de otros criminales. Mantener ese nivel de alerta resulta estresante y, en ocasiones, cometen errores, se relajan, muestran signos de debilidad. Ese es el principio del fin para ellos.

Mucha gente envidia la vida de los criminales, sin conocerla realmente. Hay que estar dispuesto a renunciar a muchas cosas para vivir como ellos lo hacen. Como le dice Robert De Niro a Al Pacino en la película HEAT, “un tipo me dijo una vez: no te dejes atar a nada que no estés dispuesto a abandonar en 30 segundos cuando la situación lo requiera”. No es tan fácil abandonar todo en 30 segundos. Pensadlo por un momento.

O como dijo en una entrevista Karim Maloum, antiguo integrante de uno de los grupos de atracadores más famoso de Europa, conocidos por el sobrenombre de Dream Team, y actualmente en libertad tras once años en prisión, un intento de asesinato y varios intentos de suicidio: “había mucha camaradería y ninguna jerarquía, pasamos grandes momentos, aunque visto en perspectiva solo puedo lamentarme. La mitad están muertos y la otra mitad hemos cumplido o están cumpliendo largas temporadas en prisión. Los medios de comunicación convirtieron al Dream Team en leyenda pero solo puedo decir a los jóvenes que no se metan en ese mundo, solo les espera la cárcel o la muerte”.

El mundo criminal está bastante idealizado por los medios y las películas. Una vida de acción, con dinero a espuertas, coches rápidos, mujeres bellas. ¿Quién no querría algo así?. Pero la realidad no es tan bonita. Casi todos los criminales terminan pasando por prisión. Algunos de ellos en varios países. Incluso en los países con los sistemas carcelarios más suaves del mundo los delincuentes no quieren malgastar su tiempo en prisión. Recuerdo una ocasión en la que hablaba con un preso de Europa del Este en una cárcel española y preguntándole por su situación este me decía: “las cárceles españolas están bien, son como hoteles….bueno, no, como hostales”, para a continuación preguntarme “¿cuando salgo de aquí?”.

La vida de la delincuencia es también una vida rodeada de violencia. Violencia para ir escalando posiciones y hacerse un hueco, violencia contra las víctimas, violencia contra los enemigos. Cuando uno tiene éxito en ese mundo despierta muchas envidias y se gana muchos enemigos. Bien pensado, esto no pasa solo en el mundo criminal, pero en otros ámbitos no lo resuelven a tiros.

Muchos de ellos, los criminales, son conscientes que se meten en una espiral de la que es muy difícil salir. En ocasiones sienten la necesidad de decir basta y tratan de dejar esa “mala vida”. No es nada sencillo. Se han establecido demasiadas relaciones, saben demasiado o son demasiado conocidos.

También es una vida de renuncias, aunque parezca mentira. Pueda que tengan tanto dinero que ni sepan con exactitud cuanto tienen, pero esa constante huida hacia adelante les obliga a renunciar a la familia o lo que es peor, a sacrificarla.

Pablo Escobar fue finalmente localizado y abatido a tiros el 2 de diciembre de 1993 en Medellín por mantener una conversación telefónica más larga de la cuenta con su hijo. Era el cumpleaños del pequeño Juan Pablo y hacía más de un año que no lo veía.

A menudo acaban así. Hay que estar dispuesto a ello antes de embarcarse en esta nave de la que es muy difícil bajar. Quizás con 20 años todo les da igual, pero a medida que pasa el tiempo, con sus antiguos colegas muertos o encerrados, sin ver a su familia desde hace años y en constante alerta, esa vida parece que deja de ser tan atractiva.

Entrevista y reflexiones del capo colombiano Luis Hernando Gómez Bustamante alias “Rasguño”, uno de los jefes del Cartel del Norte del Valle, tras ser capturado y antes de ser extraditado a los EE.UU.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s