La navaja de Ockham y teorías conspiratorias

  

¿Habéis oído hablar del principio de la Navaja de Ockham?  “cuando dos teorías en igualdad de condiciones tienen las mismas consecuencias, la teoría más simple tiene más probabilidades de ser correcta que la compleja”. Es una teoría que me encanta.

Pues bien, al investigar un delito se actúa siguiendo el principio de la Navaja de Ockham. Los investigadores lo siguen, no porque la mayoría de ellos lo conozcan, sino más bien por el hecho de que la experiencia les dice que ocurre de esa forma. Sigue leyendo

Anuncios